viernes, 19 de diciembre de 2014

Cristina agradeció al Mercosur apoyo por Malvinas y holdouts


La presidenta Cristina Kirchner agradeció ayer el respaldo de los países del Mercosur sobre el reclamo argentino sobre las Islas Malvinas y en torno al conflicto con los fondos buitre, durante la cumbre de Jefes de Estado del bloque regional que se realiza en Paraná.                                                                        "Quiero agradecer el apoyo constante a un vestigio del colonialismo del siglo diecinueve, uno de los últimos, que se ejerce sobre las Islas Malvinas. También quiero agradecer el apoyo sobre lo que sucede con nuestro país, que también sucede en el resto del mundo, que es a defensa sobre lo que hacen los especulados, los fondos buitres", sostuvo la mandataria al tomar la palabra en la cumbre.


Por otro lado se refirió a la baja del precio mundial del petróleo y aseguró: "El manejo del precio del petróleo ejemplifica el eufemismo que han hallado para esconder lo que mueve el mundo, que es la gepolítica y los intereses de los países".


Al respecto, consideró que "el mercado es un conjunto de países, o incluso de personas, que se reúnen para tomar decisiones sobre los commodities, lo que termina impactando en la política".

Por otro lado, dijo que "el comercio no puede ser un obstáculo para integrarnos al mundo" y concluyó que eso "es una trampa que nos quieren poner para que volvamos a las rémoras del pasado cuando reinaba la desconfianza entre nuestros países, algo que hemos podido revertir pese a las diferencias que tenemos entre nosotros".

"Hemos demostrado que no nos podemos integrar al mundo si no estamos integrados a la región", añadió la mandataria argentina.

Tras una reunión privada de más de una hora que mantuvieron los jefes de Estado de los cinco países miembro del Mercosur más el boliviano Evo Morales, cuyo país es estado asociado al bloque, los mandatarios se trasladaron al recinto principal para ofrecer sus discursos.

En primer término habló el canciller Héctor Timerman para dar un informe sobre los seis meses de la presidencia pro tempore del Mercosur que ejerció la argentina, y luego tomó la palabra Cristina Kirchner.